Estafas de phishing

El término 'phishing', como en la pesca de información confidencial, se refiere a una estafa que abarca la obtención fraudulenta y el uso de la información personal o financiera de alguna persona. Así es como funciona:

  • Un consumidor recibe un correo electrónico que parece proceder de una institución financiera, agencia gubernamental u otra entidad conocida o reputable. El mensaje describe una razón urgente por la que debe "verificar" o "volver a presentar" información personal o confidencial haciendo clic en un enlace incluido en el mensaje. El enlace que aparece parece ser el sitio web de la institución financiera, agencia gubernamental u otra entidad, pero en las estafas 'phishing', el sitio pertenece a los autores del fraude o estafadores. Una vez dentro del sitio fraudulento, pueden pedirle al consumidor que proporcione números de Seguro Social, números de cuenta, contraseñas u otra información utilizada para identificar al consumidor, tales como el nombre de soltera de la madre o el lugar de nacimiento del consumidor. Cuando el consumidor proporciona la información, los que cometen el fraude pueden empezar a acceder a las cuentas o asumir la identidad de la persona.

Desde el 23 de enero de 2004, los delincuentes han estado usando el nombre y la reputación de la FDIC para perpetrar diversos esquemas de phishing. Es importante señalar que ni la FDIC ni Texas Brand Bank le pedirá información personal o confidencial de esta manera, nunca.

Si sospecha que un correo electrónico o un sitio web es fraudulento, por favor repórtelo al banco, empresa o agencia gubernamental real, utilizando un número de teléfono o dirección de correo electrónico de una fuente confiable.

Ejemplo: Si la página web de su banco se ve diferente o extraña, comuníquese con la institución directamente para confirmar que no haya entrado en un sitio web imitador creado por los delincuentes. Además, comuníquese con el Centro de Quejas de Delitos en Internet en www.ifccfbi.gov.com, una asociación entre el FBI y el National White Collar Crime Center.

Si sospecha que ha sido víctima de robo de identidad, tal vez porque ha enviado información personal en respuesta a correos electrónicos sospechosos no solicitados o que vea cargos no autorizados en su tarjeta de crédito, comuníquese inmediatamente con su institución financiera y, de ser necesario, cierre cuentas existentes y abra cuentas nuevas.

También comuníquese con la policía y solicite una copia de cualquier informe de la policía o número de caso para su posterior consulta. Además, llame a las tres principales agencias de crédito (Equifax al 800-525-6285, Experian al 888-397-3742 y TransUnion al 800-680-7289) para solicitar que pongan una alerta de fraude en su informe crediticio.

(FDIC Consumer Alerts : Phishing Scam 5/05)